El Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI) dio a conocer que, en el semestre octubre 2012-marzo 2013, las viviendas que cuentan con vigilancia en su zona o barrio presentaron  una  menor incidencia  de  robo  o  intento  de  robo  (15,6%);  comparado  con aquellos inmuebles que no disponen de este servicio (18,1%).

 

De acuerdo con el Informe Técnico Seguridad Ciudadana, octubre 2012–marzo 2013, elaborado con los resultados del módulo de Seguridad Ciudadana de la Encuesta Nacional de Programas Estratégicos (ENAPRES), se entiende por vigilancia al patrullaje realizado por la Policía Nacional del Perú, Serenazgo y Patrullaje integrado.

 

Esta menor incidencia se registró en principales ciudades Arequipa, Trujillo, Ayacucho, Cajamarca, Chiclayo, Chimbote, Cusco, Huancayo, Huánuco, Ica, Iquitos, Juliaca, Piura, Pucallpa, Puno, Tacna, Tarapoto, Abancay, Huaraz, Moquegua, Pasco, Puerto Maldonado, Tumbes, Chachapoyas, Huancavelica, Moyobamba, Lima y Callao.

 

 

Mayor incidencia de hechos delictivos se registró en zonas sin vigilancia


En el semestre octubre 2012-marzo 2013, se registró mayor incidencia de hechos delictivos dentro de su distrito entre la población de 15 y más años de edad que reside en zonas o barrios sin vigilancia con 72,7%; mientras que, en las zonas con vigilancia este porcentaje fue de 63,8%.

 

 

Población en zonas con vigilancia están menos expuestas a hechos delictivos


En el semestre de análisis, se observó que del total de la población de 15 y más años de edad que no cuenta con vigilancia en su zona o barrio, el 66,5% fue afectada por robo o intento de robo de dinero, cartera, celular, dentro de su distrito de residencia; en tanto que, de las que si cuentan con este servicio, el 53,7% se ha visto afectada por este hecho delictivo dentro de su distrito.

 

 

Victimización afectó por igual tanto a hombres como mujeres


En las principales ciudades del país, el 39,4% de los hombres y el 39,0% de las mujeres fueron víctimas de hechos delictivos; mientras que el promedio nacional se situó en 39,2%.

 

 

Personas de 15 a 29 años de edad son las más expuestas a ser víctimas de hechos contra su seguridad


En el semestre octubre 2012–marzo 2013, se observó que las personas de 15 a 29 años fueron las más expuestas a ser víctima de un hecho delictivo (43,5%); seguido del grupo de 30 a 44 años 42,5%; de 45 a 64 años 37,2%; y de 60 y más años de edad, con 25,1%.

 

 

Población víctima de algún hecho delictivo se ubicó principalmente en los estratos sociodemográficos C y D


En el semestre de análisis, la población correspondiente a los estratos sociales C (medio) y D (medio bajo) presentan los más altos porcentajes de víctimas de algún hecho delictivo con 40,6% y 40,2%, respectivamente; mientras, la población del estrato B (medio alto) registra el menor porcentaje (36,4%).

 

 

Mayor incidencia de víctimas de algún hecho delictivo se encuentran entre la población que trabaja


En el periodo de octubre 2012-marzo 2013, los resultados muestran que las víctimas de algún hecho delictivo se encuentran en la población que trabaja con 43,0%; en tanto que en la población que no trabaja, la incidencia es de 29,4%.

 

 

Empleadores y trabajadores independientes presentan el mayor porcentaje de víctimas de algún hecho delictivo


En el periodo de estudio, los empleadores y trabajadores independientes presentan el mayor porcentaje de víctimas de algún hecho delictivo (45,5%), en comparación a la población que trabaja  como dependiente  (42,5%),  trabajador  no  remunerado  (36,8%)  y  trabajador  del hogar (35,4%).

 

 

 

Agradecemos su publicación

Oficina Técnica de Difusión

 



Descargar Nota De Prensa

Volver